IMPOSIBLE QUE SEA IMPOSIBLE


Es algo difícil creer antes del milagro. Pero después del milagro...debería ser imposible no creer. Los momentos más extraordinarios de un creyente, son aquellos donde la impotencia nuestra intercepta la omnipotencia de Dios. En lo personal, mi agenda como Pastor se ha comprometido sin tregua a crear una cultura donde lo milagroso y sobrenatural sea buscado implacablemente. Es común ver a Dios en la escritura, diciéndole a alguien...”estaré contigo”, para enseguida enviarlo a una asignación imposible de realizar en forma natural. DIOS ME ENVÍA A SERVIR CON LAS BUENAS OBRAS QUE ESTÁN A MI ALCANCE, Y ME COMISIONA A “SUS” BUENAS OBRAS QUE ESTÁN SÓLO A SU ALCANCE. Es decir... NUNCA MIS BUENAS OBRAS ME EXCUSAN...PARA NO BUSCAR LA MANIFESTACIÓN DE LAS SUYAS. Rubén Arroyo...Yo mismo parecía un imposible


6 vistas
  • Facebook - White Circle
  • Instagram - White Circle
  • Twitter - White Circle
  • YouTube - White Circle

© 2019 Rubén Arroyo Ministries.  Todos los derechos reservados. CIDRA CHURCH EDITS