EL TOCA...YO ABRO.


EL TOCA...YO ABRO.


“He aquí, yo estoy a la puerta y llamo; si alguno oye mi voz y abre la puerta, entraré a él, y cenaré con él, y él conmigo.”

‭‭Apocalipsis‬ ‭3:20‬ ‭


El toma la iniciativa. El inicia el encuentro. El es quien toca a la puerta. A quien responda a la iniciativa y abra la puerta se le promete algo honroso y único...


UN ENCUENTRO...UNA EXPERIENCIA...UNA CENA.


El contigo y tú con él. No hay nadie más. El asunto es personal e incomparable.


No romperá las ventanas para entrar. No empujará la puerta. El que está adentro es el único que convertirá la oportunidad en una realidad. Sólo deberá abrir y dejarle entrar.


De Dios de todos a Dios tuyo. De estar en todos lados a estar contigo. No necesita cenar pero lo hará esta vez porque lo hará a tu lado.


El escenario no es un culto. No existe un auditorio. No hay banda de adoración. No hay pantallas ni luces. No hay nadie más porque el asunto es personal y el encuentro no puede tener distracción.


La experiencia corporativa es colectiva. Pero esta vez no se trata de la unidad dentro de la diversidad. Nadie puede tener el encuentro por ti y nadie puede ocupar en esa mesa el lugar que no lleva otro nombre sino el tuyo.


Nadie abrirá esa puerta porque es la tuya. Ni siquiera la abrirá quién la toca. Esa puerta no se abre desde afuera. Está hecha de tal modo que sólo la puede abrir...EL QUE VIVE ADENTRO.


Rubén Arroyo...Desde la mesa.

3 vistas
  • Facebook - White Circle
  • Instagram - White Circle
  • Twitter - White Circle
  • YouTube - White Circle

© 2019 Rubén Arroyo Ministries.  Todos los derechos reservados. CIDRA CHURCH EDITS